Axis Mundi – Cuatro razones por las que la gente se convierte en espía


En el reciente y muy recomendable filme El espía inglés (The Courier, Dominic Cooke, 2021),[i] protagonizado por el brillante actor Benedict Cumberbatch (Sherlock Holmes en la serie de culto de la BBC y el genial Doctor Strange en los filmes de Marvel), se nos relata el caso real del hombre de negocios Grenville Wynne, atrapado en el turbio mundo del espionaje durante la crisis de los misiles en Cuba en 1962,[ii] situación que parece repetirse cuando vemos las recientes noticias de que David Smith, un guardia de seguridad de 57 años y, en apariencia, una persona «normal» dentro de la embajada británica en Berlín, estuvo presuntamente espiando para Rusia,[iii] lo cual motiva a preguntarnos, ¿por qué personas aparentemente normales se convierten en espías?

En 1988, el desertor de la KGB (el temible Comité para la Seguridad del Estado soviético),[iv] Stanislav Levchenko,[v] describió una frase mnemotécnica en inglés, «Mice (ratones)», que significa «Money (dinero)», «Ideology (ideología)», «Coercion/compromise (coerción/compromiso)» y «Ego». La susceptibilidad ante estos factores, según el agente, era la debilidad clave de un objetivo que podía ser «reclutado» como espía.

  • Dinero

Como bien pueden deducir nuestros amables lectores, los funcionarios públicos endeudados suelen ser blancos fáciles para los «reclutadores», por ejemplo, en 1935, el capitán John Herbert King,[vi] empleado del Ministerio de Asuntos Exteriores británico, se hallaba en graves aprietos: estaba separado de su esposa, sus gustos eran bastante caros, además de contar con un hijo y una amante que mantener, esto es, un ritmo de vida que sobrepasaba su ínfimo salario. Por ende, resultó un objetivo fácil de enganchar para la inteligencia de la URSS. Henri Pieck, un espía soviético, se puso en contacto con él, haciéndose pasar por un hombre de negocios de la alta sociedad. Pieck convenció al funcionario de que, si deseaba mantener a su familia, necesitaba más dinero.

King accedió a suministrar secretos del Ministerio de Asuntos Exteriores, para lo cual se le hizo creer que sólo se utilizarían para proporcionar, a Pieck y cierto banco holandés, una ventaja bursátil, a cambio, se le prometió al funcionario inglés una participación en tales beneficios que ascendía a 100 libras al mes. El acuerdo llegó a su fin en 1937, cuando su controlador fue llamado a Moscú durante las purgas de Stalin.[vii] King fue detenido en 1939 y condenado a diez años de prisión.

  • Ideología

Por otra parte, algunas personas están dispuestas a arriesgar la vida e integridad física por sus creencias, como en el caso de Donald Maclean, egresado de la Universidad de Cambridge, cuyas opiniones de izquierda se convirtieron en una creencia ideológica sobre la justicia de la causa comunista soviética.

Durante su último año en la citada casa de estudios, en 1934, fue reclutado por el NKVD[viii] (el servicio policial secreto soviético, precursor de la KGB), mismo que le ordenó que abandonara su activismo político y entrara en el establishment británico. Pronto, Maclean se presentó a los exámenes para ingresar a la administración pública y fue aceptado en el Ministerio de Asuntos Exteriores, donde actuó como uno de los espías más eficaces de su generación.

Maclean no estaba solo, era miembro del Círculo de los Cinco de Cambridge, que incluía a Kim Philby, Guy Burgess, Anthony Blunt y John Cairncross.[ix] Cada uno de ellos fue reclutado por el servicio secreto soviético durante —o poco después— de su estancia en el prestigiado plantel. Como resultado de su educación ortodoxa y respetable en Cambridge, cada uno de ellos pudo ingresar en las áreas más delicadas del Estado británico, sobre todo en el Ministerio de Asuntos Exteriores, la Oficina del Gabinete, el MI5, el MI6 y el GCHQ (las agencias de élite del servicio secreto británico). En 1951, con la red cerrándose sobre ellos, Maclean y Burgess lograron escapar a Moscú.

  • Coacción o compromiso

En 1946, John Vassall aceptó un trabajo como asistente del agregado naval en la embajada británica de Moscú; sin embargo, Vassall albergaba un secreto: era un hombre gay en una época en la que la homosexualidad era ilegal en Gran Bretaña, donde los condenados por dicha orientación sexual enfrentaban duras penas de prisión, como en el triste caso del padre de la informática moderna, Alan Turing —también interpretado por Benedict Cumberbatch en el excelente filme El código enigma (Morten Tyldum, 2014)—.[x]

El asunto es que la KGB descubrió el secreto de Vassall y logró obtener varias fotografías comprometedoras para utilizarlas como chantaje. Tiempo después, en 1956, Vassall fue trasladado de nuevo a Londres, a la inteligencia naval y desde allí pudo proporcionar un flujo constante de información confidencial, incluyendo secretos técnicos sobre radares y sistemas de armamento. Este acuerdo, por el que Vassall recibió una buena remuneración, duró hasta 1962, cuando el espía fue detenido tras la deserción del oficial de la KGB, Anatoliy Golitsyn.[xi] En el citado año, tras un gran escándalo que sacudió al gobierno británico,[xii] Vassall fue condenado a 18 años de prisión, obteniendo su liberación en 1972.

  • Ego

Para cierta clase de gente, el espionaje es una oportunidad para manipular a las personas que les rodean y demostrar su superioridad. Robert Hanssen, oficial del FBI y espía soviético/ruso de 1976 a 2001, encaja claramente en esa categoría. Hanssen disfrutaba, en apariencia, de una vida ordinaria como un hombre felizmente casado, pero se hallaba atrapado en una doble existencia como espía y amante, gracias a un romance con una bailarina exótica a la que colmaba de regalos caros. Asimismo, filmaba en secreto su vida sexual con su esposa e invitaba a otros —sin decírselo a su cónyuge— a que lo observaran durante el acto íntimo.

Podría decirse que el dinero fue un motivo inicial: Hanssen recibió 1.43 millones de dólares en efectivo y diamantes de parte de sus controladores soviéticos. Sin embargo, en el fondo, era un buscador de atención que se sentía desairado por un FBI que, en su opinión, no reconocía sus habilidades. Su carrera de dos décadas como agente doble, que incluyó la revelación de las identidades de al menos nueve espías estadounidenses en la Unión Soviética, fue una oportunidad para entusiasmarse y demostrar su superioridad sobre sus colegas del FBI.

En la actualidad, Hanssen cumple 15 cadenas perpetuas consecutivas y su actividad de espionaje ha sido calificada, por el Departamento de Justicia de Estados Unidos, como «el peor desastre de inteligencia en la historia de los EE UU».[xiii]

Es posible que cuando pensamos en el mundo del espionaje nos imaginemos a James Bond[xiv] o a Jason Bourne,[xv] sin embargo, los verdaderos espías son personas comunes y corrientes, aunque a menudo con problemas y perfiles psicológicos poco habituales; en este sentido, probablemente «Mice» sea una herramienta un tanto tosca, pero bien nos puede ofrecer una idea de lo que motiva un comportamiento tan peligroso como extraordinario.

[i] https://www.youtube.com/watch?v=fNJzEQ59ctM

[ii] https://www.bbc.com/mundo/noticias-50133370

[iii] https://www.eldiario.es/internacional/theguardian/espia-embajada-britanica-discreto-plantilla-coleccionista-banderas-rusas_1_8218214.html

[iv] https://www.lavanguardia.com/historiayvida/historia-contemporanea/20171013/47314359441/como-nacio-el-kgb.html

[v] https://bo.wikiqube.net/wiki/Stanislav_Levchenko

[vi] https://en.wikipedia.org/wiki/John_Herbert_King

[vii] https://www.nationalgeographic.com.es/fotografia/foto-del-dia/purgas-stalin_14905

[viii] https://www.artehistoria.com/es/fuente/nkvd

[ix] https://www.lavanguardia.com/historiayvida/historia-contemporanea/20190701/47311704679/los-ninos-ricos-que-espiaron-para-la-urss.html

[x] https://www.youtube.com/watch?v=Tr4DmyjDXes

[xi] https://gaz.wiki/wiki/es/Anatoliy_Golitsyn

[xii] https://elpais.com/diario/1996/12/07/agenda/849913202_850215.html

[xiii] https://elpais.com/tecnologia/2019/10/22/actualidad/1571731482_624529.html

[xiv] https://tropicozacatecas.com/2019/10/06/axis-mundi-feliz-cumpleanos-007/

[xv] https://www.lavanguardia.com/cribeo/cultura/20210313/6266369/que-orden-debes-ver-todas-peliculas-saga-bourne.html

Puedes compartir esta noticia en tus redes sociales.
Previous Designa IEEZ interventora para el periodo de prevención de los partidos políticos locales
Next Deja Alejandro Tello importante infraestructura deportiva para Zacatecas