Ebrios se estampan contra un poste, en Tacoaleche


TACOALECHE. La mañana de este domingo amaneció caído y destruido un poste de la línea telefónica en la comunidad Tacoaleche, Guadalupe, Zacatecas.

Sin embargo, éste no fue el único borrachazo que se suscitó, sino que un segundo accidente se registró horas más tarde en contra de una banqueta, en el mismo sitio. Como coincidencia, ambos vehículos causaron daños en la misma vivienda.

El primer suceso tuvo lugar a las 22:30 horas del sábado, cuando una unidad era conducida con exceso de velocidad en el sentido de la calle Rayón hacia la avenida Hidalgo, en la zona centro de Tacoaleche, a unos pasos de la delegación municipal.

Debido a la alta velocidad con la que circulaba, el conductor maniobró de manera brusca y se llevó el poste de madera de la empresa Telmex; éste se rompió desde su base y los cables hicieron un efecto columpio y la pesada estructura quedó atravesada de lado a lado en la avenida Hidalgo.

Cuando cayó el poste, los cables se estiraron y rompieron la red eléctrica del domicilio 1 de la vía principal de Tacoaleche, además de dañar la fachada de esta casa; por si fuera poco, el peso de los cables provocó que el siguiente poste se inclinara y, peligrosamente, quedara a punto de caer.

Con un poste caído, uno más dañado y la vivienda sin energía eléctrica, horas después, a las 3 de la madrugada, otra unidad motriz se estampó contra la banqueta de la vivienda de la familia Jasso, donde estaba el poste inclinado.

La loca carrera de la camioneta terminó en el domicilio 1 de la avenida Hidalgo, y pudo detenerse porque el filo de la banqueta ponchó uno de los neumáticos y uno de los fierros de contención colocados ahí evitó daños mayores en la casa.

De acuerdo con peregrinos que salían en ese momento a San Juan de los Lagos, se trató de dos camionetas las involucradas en los choques: una blanca y una guinda. En los dos casos, los culpables se fugaron.

Según las condiciones en las que se encontraban los postes y los indicios de los derrapes, todo hace suponer que se trató de borrachazos.

Pobladores de la localidad alertaron que este tipo de hechos de tránsito son inminentes dado que todos los fines de semana hay personas que circulan con exceso de velocidad en camionetas y coches, sin que nadie les ponga un alto.

Ante ello, exigieron que se refuercen las acciones y castigos contra los infractores, ya que es un riesgo para quienes caminan en esa vialidad, que es la más transitada de la localidad. Sin embargo, el peligro ronda en todas las calles, dado que en todas las colonias es lo mismo: jóvenes “que se vuelven locos en las camionetas y motocicletas”.

Redacción / Tropicozacatecas.com

Síguenos en Facebook: Trópico de Cáncer Noticias

 

Puedes compartir esta noticia en tus redes sociales.
Previous Francisco Céspedes y coronación de Wendy I, en Guadalupe
Next Templo de San Nicolás Tolentino, joya derruida en Noria de Ángeles

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.